Por Kang Ji-won / Ishimaru Jiro
Traducido por Josue de Juan
Fuente http://www.asiapress.org/rimjin-gang/2018/08/report/hungry-households/

 [Imagen superior:  Una anciana recoge el maíz en un campo. Imagen de octubre de 2008, en una aldea en la provincia de Hwanghae del Norte.] 

 Los productores agrícolas se están muriendo de hambre 

 “Hogares hambrientos” es lo que llaman los de Corea del Norte sin dinero ni comida.

Con la cosecha de maíz no lista hasta septiembre, las granjas cooperativas de Corea del Norte atraviesan un intenso período de dificultades. Esto ha llevado a una grave escasez de alimentos en el campo, confundiendo a las autoridades norcoreanas.

Nuestro reportero en la provincia de Yanggang, Corea del Norte, informó sobre la situación después de realizar una investigación de campo a finales de junio.

“En el pueblo que visité, las señales de la creciente escasez de alimentos eran obvias y cada uno de los funcionarios de la ciudad tenía asignadas una o dos casas para evitar que los hambrientos murieran. Cuando les pregunté a los aldeanos si había menos comida, me dijeron que cada día solo pueden encontrar 2 o 3 patatas pequeñas del tamaño de huevos de ave para comer”.

‘Piel y huesos’: sorprendido de ver a esos niños desnutridos 

 A principios de julio, otro periodista investigó en el condado de Saet-Byeol, en la provincia de Hamkyung del Norte, y quedó consternado por la devastación.

“Viviendo allí en una de las miserables casas había un niño y una anciana cuyo hijo había muerto de tuberculosis a principios de año. Ella dijo que no tenía dinero ni comida y que ella y su nieto estaban sobreviviendo con 3 kilos de maíz tomado prestado de un vecino. Sin embargo, el vecino que le había prestado el maíz la estaba presionando para que pagara la deuda. Su nieto estaba en piel y huesos “.

Ella dijo que un compañero agricultor, incapaz de seguir cuidando de ellos, le había comprado 10 kilos de arroz en el mercado, pero que ya se sentía como una persona sin hogar y no pensaba que pudiera vivir así por mucho más tiempo.

Hay muchos informes de que los agricultores son indigentes y que los enfermos y los ancianos están muriendo de inanición.

Entonces, ¿por qué los productores agrícolas no tienen comida? Corea del Norte todavía mantiene un sistema de agricultura colectivizada en el cual cada granja tiene la tarea de proporcionar una cierta cantidad de sus cultivos al estado, la mayoría de las veces para ser entregados al ejército. Los agricultores son libres de hacer lo que quieran con el exceso de cultivos, pero los objetivos de producción fijados por el estado son demasiado altos y no se pueden cumplir debido al impacto de la sequía del año pasado sobre el rendimiento actual de los cultivos.

No obstante, los productores agrícolas se encuentran bajo una fuerte presión para alcanzar los objetivos de producción establecidos por el gobierno. No solo sus vidas son dicíciles, sino que su dificultad se ve agravada por el hecho de que el gobierno exije cosechas por la fuerza. Como los agricultores no pueden sobrevivir con la miserable distribución que les entrega el gobierno, se convierten en “hogares hambrientos” cada año desde la primavera hasta la cosecha de septiembre.