Por  Micaiah Bilger
Traducido por Josue de Juan
Fuente http://www.lifenews.com/2018/06/08/defectors-recall-horrors-of-forced-abortions-in-north-korea-at-night-we-heard-pregnant-mothers-screaming/

Horribles historias de abortos forzados y cadáveres alimentando a perros están surgiendo de Corea del Norte antes de una cumbre histórica entre su dictador y el presidente Donald Trump.

Dos desertoras hablaron recientemente con CBN News sobre los abusos que experimentaron y presenciaron en el país del nordeste de Asia.

Heeon-A Ji escapó a China tres veces, pero fue enviada de regreso a Corea del Norte antes de que finalmente escapara a la libertad, según el informe.

Ji dijo que vio a muchas mujeres obligadas a abortar a sus bebés por nacer en campos de trabajos forzados.

“Las mujeres embarazadas fueron forzadas a trabajo duro todo el día”, dijo. “Por la noche, escuchamos a madres embarazadas gritando y los bebés morían sin poder ver a sus madres”.

Bo Bin Kim, quien también desertó de Corea del Norte, dijo que se vio obligada a abortar a su bebé por nacer sin anestesia.

“Mi miseria no terminó siendo vendida en una situación de trata de personas”, dijo ella al medio cristiano. “Fui arrestada por las autoridades chinas y repatriada por la fuerza. Luego, una vez que regresé a Corea de Norte, fui golpeada brutalmente por los funcionarios del estado norcoreano, torturada. Me obligaron a realizar un aborto sin el uso de anestésicos”.

Para sobrevivir en los campos de trabajo, Ji dijo que comían hierba y corteza de árbol. Ella dijo que fueron torturadas y que algunas personas que murieron sus cuerpos fueron dados como alimento a los perros.

“Durante 70 años, a partir del 9 de septiembre de 1948, cuando se formó el gobierno norcoreano hasta hoy, innumerables personas han muerto, mueren de hambre”, dijo Ji. “El hecho de que se haya producido un genocidio, de que se haya producido la grave violación de los derechos humanos, debe incluirse en las conversaciones de la cumbre”.

Instó a los líderes estadounidenses a abordar los numerosos abusos contra los derechos humanos de Corea del Norte en la cumbre.

“…los Kim están llevando a cabo una gran masacre y se necesita un milagro para sobrevivir allí”, dijo.

Los informes de abortos forzados y otros horribles abusos contra los derechos humanos han estado surgiendo de Corea del Norte durante años. Un informe en 2017 acusó a un líder de la unidad de seguridad de Ponchon de ordenar a los agentes que pisotearan el estómago de las mujeres embarazadas repatriadas para matar a sus bebés por nacer.

LifeNews también ha reportado relatos de infanticidio en Corea del Norte .

Un informe de las Naciones Unidas en 2014 enumeró numerosos abusos contra los derechos humanos en el país asiático, incluido el asesinato sistemático y la persecución de los más vulnerables de la sociedad: los no nacidos, los recién nacidos y las personas con discapacidad .

De acuerdo con el informe de la ONU :

Las mujeres norcoreanas repatriadas de China fueron obligadas a someterse a abortos si se descubría que estaban embarazadas, porque se creía que podían estar cargando bebés concebidos por hombres chinos. A las mujeres no se les pregunta sobre la etnia del padre del niño, dice el informe.

Un testigo vio a siete mujeres que recibieron inyecciones para inducir abortos. En la mayoría de los casos, los guardias en los centros de detención “obligan a la madre o a una tercera persona a matar al bebé ahogándolo en agua o ahogándolo al sostener un paño u otro objeto contra su cara o poniendo al bebé boca abajo para que no pueda respira”, dice el informe.