Unificación Media Group
Traducido por Josue de Juan
Fuente
http://www1.dailynk.com/english/read.php?cataId=nk00100&num=14745

Daily NK y Unification Media Group entrevistarán víctimas de abusos y transmitirán extractos de los testimonios grabados a oyentes en Corea del Norte como parte de unas iniciativas más amplias para apoyar al Centro de Investigación y Documentación sobre Derechos Humanos en Corea del Norte (establecido en noviembre de 2016 en virtud Ley de Derechos Humanos de Corea del Norte de Corea del Sur). Se espera que esto conciencie a la población de Corea del Norte de que el mundo exterior se solidariza con su opresión y sirva de advertencia a los perpetradores de que algún día rendirán cuentas.

Unificación Media Group (UMG): Hoy, hablaremos con Park Myung Shim. Fue arrestada y torturada por el Departamento de Seguridad del Estado por poseer videos extranjeros, y sus padres finalmente fueron encarcelados en un campo de prisioneros políticos.

Hola, Sra. Park. Por favor presentate.

Park Myung Shim (Parque): Nací y me crié en la provincia de Hamgyong del Norte, condado de Onsong, distrito de Sambong. Deserté de Corea del Norte cuando tenía 19 años en 2004 y viví en China durante dos años antes de reasentarme en Corea del Sur en 2006. He vivido aquí desde entonces, lo que equivale a más de 10 años. Era muy joven e ingenua cuando llegué a Corea del Sur, y ahora tengo 30 años. Estoy casada y tengo dos hijos, el mayor tiene 10 años y el menor tiene 4.

UMG: Siempre he oído que acceder a películas extranjeras, especialmente películas surcoreanas, es muy difícil en Corea del Norte. ¿Ha cambiado la situación en los últimos años?

Park: Tienes razón al decir que es difícil acceder a películas extranjeras. A pesar de esto, muchos ciudadanos norcoreanos son capaces de obtenerlas de alguna manera. Diría que casi 8 de cada 10 ciudadanos han visto películas extranjeras. Cuando vivía en Corea del Norte, vi muchas telenovelas surcoreanas. “What Is Love”, “Nos vemos una y otra vez”, “El hijo de Jang Goon”, “La lágrima de una rosa”. Recuerdo haberlos visto todos. Si bien estos títulos pueden diferir de los originales de los que fueron copiados ilegalmente (antes de ser contrabandeados a Corea del Norte), las tramas y las escenas siguen siendo las mismas. Incluso vi éxitos taquilleros surcoreanos como “Shiri” y “Letters”.

UMG: ¿Qué pensaste mientras mirabas las películas?

Park: para ser sincera, al principio, ni siquiera estaba al tanto de que estaba viendo un drama pirata de Corea del Sur porque vi la serie a través del canal de televisión Yanbian y no a través de un DVD. Cuando más tarde vi un drama surcoreano después de tomarlo prestado en DVD, todavía asumía que había sido copiado del canal Yanbian. Pero poco a poco me di cuenta de que el telón de fondo de la serie no parecía chino.

UMG: ¿Cómo pudieron ver los canales de televisión extranjeros, censurados en gran medida por el gobierno de Corea del Norte?

Park: en Corea del Norte, después de comprar un televisor, debes informarlo a la Unidad del pueblo (vigilancia del vecindario). Luego, el personal de la unidad de distribución de energía viene y arregla sus canales de TV, censurando algunos de acuerdo con la política del gobierno. Algunas personas se saltan este paso simplemente colocando un aviso en su televisor, imitando a los que dejó la Unidad Popular, lo que significa que sus dispositivos ya han sido censurados adecuadamente. Esto es lo que hizo mi familia para poder ver los canales chinos.

UMG: ¿También vio películas extranjeras en CD y DVD, correcto?

Park: Sí, vimos CDs y DVD traídos desde China. Los contrabandistas norcoreanos que trabajan en China siempre traían uno o dos DVD. Muchas veces, ni siquiera sabían qué películas traían de vuelta. Simplemente iban a la casa de un vecino que tenía un reproductor de DVD y miraban el DVD juntos. Si lo que estaba en el DVD fuera lo suficientemente entretenido, entonces harían copias para vender.

UMG: También fuiste acusadao de vender películas de Corea del Sur.

Sí, pero yo no era el vendedor directo. Mi madre era la persona que dirigía la operación. Tuvimos algunos familiares que vivían en China en ese momento. Desde finales de 1990 hasta el comienzo de la hambruna de Corea del Norte (la Ardua Marcha), recibimos apoyo de ellos. Este apoyo se detuvo cuando las autoridades de Corea del Norte tomaron medidas enérgicas contra los intercambios entre Corea del Norte y China durante la hambruna. Durante este tiempo, mi familia buscó trabajo en el mercado de Corea del Norte para llegar a fin de mes. Así es como comenzamos a pasar de contrabando bienes de China para venderlos a ciudadanos de Corea del Norte.

La codicia humana funciona de maneras predecibles. Una vez que inicias un negocio, vendes más y más para recibir más y más a cambio. Mi madre se dio cuenta de que vender DVDs pirateados de películas y dramas extranjeros traía ganancias muy notables. Así que comenzó a vender productos de Corea del Norte en China y, en lugar de pedir dinero, se le pagaría en DVDs de Corea del Sur, que ella revendería en Corea del Norte.

UMG: ¿Entonces te atraparon mientras ayudabas a tu madre a manejar este negocio de DVD?

Park: Sí. Mi madre tuvo cuidado de vender DVDs solo a personas en las que confiaba. Pero, un día, uno de sus compradores fue atrapado. Cuando el Ministerio de Seguridad del Estado de Corea del Norte (MSS) lo interrogó acerca de quién estaba vendiendo estos DVD, reveló que era mi madre. Él ni siquiera avisó a mi familia después de ser liberado.

Sin saberlo, mi madre continuó con su negocio de DVD cuando el MSS comenzó a monitorearnos. Mirando hacia atrás, creo que todos nos sentíamos un poco incómodos en este momento por el trabajo que hacía nuestra familia, pero dejamos de lado esos sentimientos para poder sobrevivir. Un día, mi madre y yo estábamos saliendo de Hoeryong. Siempre había pensado que estas excursiones con mi madre eran relajantes, como unas vacaciones, y me gustaba salir temprano de casa con ella para embarcarme en ellas. Cuando llegamos a Hoeryong, mi madre fue a conocer a algunas personas para recoger los DVD, mientras viajaba sola para visitar Chongjin. Sin embargo, mi madre fue aprehendida por el MSS en su camino de regreso a casa. El departamento había estado esperando a que llegaramos a Hoeryong antes de realizar su arresto. Habían tendido su trampa tan cuidadosamente, para que mi madre no tuviera a dónde ir.

UMG: ¿Qué te pasó?

Park: no fui encarcelado al mismo tiempo que mi madre. Me llevaron una semana más tarde mientras volvía  a casa después de visitar Chongjin. Inicialmente me había detenido a descansar en los mismos alojamientos en los que me había alojado anteriormente con mi madre, pero algo me hacía sentir extraña. Justo cuando salía del alojamiento, me atrapó el MSS.

UMG: ¿Qué pasó después de que fuera arrestada?

Park: fui investigada por el MSS. Si bien esto puede ser difícil de creer, existen normas que deben seguirse durante tales investigaciones en Corea del Norte. La jurisdicción sobre mi caso normalmente se transferiría a la región en la que vivía. Por ejemplo, como ciudadana de la ciudad de Onsong, no podría ser juzgada en Hoeryong. Sin embargo, debido a la gravedad de mis crímenes (propagación de películas extranjeras), inmediatamente fui sometida a un juicio de investigación en Hoeryong.

Cuando fui arrestada por primera vez por el MSS, nunca me dieron una razón de mi detención. Todo lo que podía sospechar era que alguien en mi familia debe haber causado problemas. El interrogatorio del MSS fue bastante duro. Pensarías que me hubiera sido más fácil por mi corta edad, pero este no era el caso. De hecho, parecía ser lo opuesto. Nunca me dijeron el motivo de mi arresto, pero el interrogatorio no se detuvo hasta que me incriminé de un crimen.

UMG: Usted fue detenida a principios del año 2000. ¿Seguía habiendo mucha gente viendo muchas películas extranjeras entonces?

Park: No tantos como ahora. Sin embargo, muchos comenzaron a sentir curiosidad por las películas extranjeras. Es por eso que la propagación de tales películas se consideró un grave delito que socava el régimen. Su difusión es una amenaza política.

UMG: ¿Qué le pasó a tu madre después de que ella fuera detenida?

Park: Mi madre fue acusada de crímenes políticos sin un juicio. En Corea del Norte, uno puede someterse a un juicio público o ser enviado a prisión o ejecutado sin uno. Que yo sepa, mi madre recibió una sentencia máxima de 15 años y fue enviada a un campo de prisioneros políticos.

Ella también asumió la responsabilidad de mis crímenes también para que ella sea la única enviada al campo. Y me pusieron en una situación en la que tuve que corroborar su historia. A través de su sacrificio, fui liberada. Eso fue en 2004 cuando tenía 19 años. Mi madre tenía unos 40 años.

UMG: ¿Has tenido noticias de tu madre o alguna noticia sobre tu madre desde entonces?

Park: No, no he tenido contacto directo con ella desde que la enviaron al campo de prisioneros políticos. Sin embargo, después de desertar de Corea del Norte, pude volver a estar en contacto con mi padre después de perder contacto durante tres años. Él fue capaz de pasarme información sobre mi madre. Después de que ella fuera encarcelada, mi padre hizo todo lo posible para sacar a mi madre de la cárcel. Reunió el dinero que le envié desde el extranjero e incluso intentó comprar su libertad. Sin embargo, ese intento de soborno llevó a su propio arresto y encarcelamiento. Verá, el Departamento de Seguridad del Estado se había enterado de mi deserción. Dado que mi madre ya estaba encarcelada por el delito político de propagar medios de comunicación extranjeros, mi deserción puso un mayor objetivo a mi familia en Corea del Norte. Agregando el hecho de que la evidencia de mis llamadas telefónicas desde el extranjero con mi padre que habín en su teléfono móvil, que luego fue confiscado por las autoridades, se descubrió que era culpable por asociación.

UMG: Qué trágico. En ningún otro lugar del mundo se recibe un castigo tan severo por ver películas extranjeras. ¿Por qué crees que el gobierno de Corea del Norte considera que este crimen es especialmente amenazante?

Park: Corea del Norte mantiene su dictadura mediante el uso de un sistema de terror altamente organizado. Necesita que todos sus ciudadanos sigan las leyes y la cultura establecidas por el régimen. Posteriormente, trabaja para evitar que los norcoreanos conozcan el mundo exterior, lo que pondría en peligro las normas del régimen. El gobierno se esfuerza por hacernos ciegos, sordos y mudos ante el mundo exterior a Corea del Norte. De lo contrario, la ilusión que el régimen ha trabajado para crear se hará añicos. El régimen sabe que incluso los ciudadanos más leales de Corea del Norte pueden ser sacudidos si se revela la verdad.

El artículo 67 de la Constitución de Corea del Norte estipula la libertad de expresión de los ciudadanos. La libertad de expresión incluye la libertad de buscar, adquirir y comunicar información de una variedad de medios, independientemente de las fronteras. Los intentos del régimen de prohibir los medios extranjeros son, por lo tanto, inconstitucionales. El gobierno de Corea del Norte debería trabajar para proteger esas libertades fundamentales.

* Traducido por Soo Kim

* Editado por Lee Farrand